TALLER DE MAGIA PARA PADRES

En mago madrid no paramos, seguimos innovando, en este caso os presentamos nuestro último y prometedor producto: Taller de magia para padres y madres.

Talleres de magia para padres

Y no, no enseñamos magia a los padres para que hagan a sus amigos o a sus clientes, eso es lo que se hace habitualmente.

Se trata de algo mucho más bonito, algo que nos puede reportar muchos momentos de felicidad. Es aprender a hacer magia para hacérsela a nuestros propios hijos, y a sus amigos.

¿Qué puede haber más bonito que ver la cara de sorpresa e inocencia de nuestro propio hijo cuando ve a su propio padre o madre convertido en mago?

Un padre que hace la magia que le gusta ver a sus hijos, adaptándose a su edad, a su desarrollo psicosocial.

Porque digamos la verdad, en las clases de magia lo que se suele ver aburre a nuestros pequeños, juegos con cartas, mentalismo, juegos largos y difíciles de seguir.

A los niños les gusta la magia, pero lo que más les gusta es divertirse, jugar y reírse.

Y lo que enseñamos en nuestro taller de ilusionismo para papás son sencillos juegos de magia, fáciles de hacer, pero muy visuales y sorprendentes que no sólo engañarán a nuestros hijos, si no también a los mismos adultos.

Y con efectos muy divertidos, para hacer que los niños vivan historias sorprendentemente mágicas, juegos llenos de comedia y risas. Juegos que harán presumir ante sus amigos de que tienen un papá o una mamá mago.

Los niños se partirán de risa viendo como aparece una y otra vez una abeja dibujada en una carta sorprendiendo al pobre padre que no se lo espera. «¡Papá cuidado, una abeja!» Y otra y otra,…

O fliparán al ver cómo unos pequeños muñequitos viajan a la mano de su padre aunque los guarde repetidamente en su bolsillo.

¿Y cómo es posible que mami corte una cuerda por la mitad y la vuelva a recomponer con mi mágica ayuda?

«¿Y dónde está el gatito? ¿Cómo ha desaparecido? Vamos a llamarle, anda y ahora aparece. Házmelo otra vez, papá, que me ha gustado mucho».

Mi papá es mago

La idea nos iba rondando por la cabeza un tiempo y tan sólo nos faltaba lo que siempre suele suceder, un pequeño empujoncito, que nos solicitarán el servicio.

Y la historia es muy curiosa. Nos llamó una señora para darle un taller de magia para su hijo, una solo persona, un solo día. Le comentamos que el precio al ser un único alumno sería un poco caro, quizás. No importaba.

Y luego nos dijo que su hijo no era un niño, sino que era adulto, y que quería aprender magia para hacérsela a su hijo. ¡Qué bonito!, ¿verdad?

El día del taller llegamos a su domicilio, todos muy amables, como es habitual. Y cuando me quedo a solas con el alumno, me dice que él realmente no quería recibir clases, que se había empeñado su madre, y cómo le vas a decir a una madre que no. Lo único que quería era aprender un juego o dos y dejarlo.

Tranquilos, en Mago Madrid no desfallecemos. Alfonso V tiene mucha experiencia dando clases y sabe como revertir una situación. Efectivamente en muy tiempo estaba deseoso de aprender más y más. Vio que no se trataba de jueguitos, sino de magia potente, y además magia divertida pensada para que su niña de 5 años viviera la ilusión de lo imposible.

Y por supuesto que no fueron dos juegos los que aprendió. En una hora y media aprendió 5 juegos. 5 juegos con los que podría divertir a su hija y amigos una temporada.

Al despedirnos me dijo que la próxima vez que volviera a España me llamaría. Se le había metido el gusanillo de la magia en el cuerpo. Y es que la magia desde fuera es divertida, es espectacular, pero desde dentro es tan bonita, tan completa. Es una de las actividades que más nos realizan y que más estimulan una mente joven y viva.

Eso sí me dijo que la próxima vez también quería aprender magia para hacer a sus amigos. Y así es como se crea la afición a la magia. Y eso nos gusta.

talleres de magia para papás material

Nos gusta tanto como saber que nuestro nuevo producto Talleres de magia para padres y madres es ya una auténtica realidad.

Y ahí estamos pensando nuevos trucos y adaptando los que pensamos que mejor se adaptan para que los papis lo aprendan rápidamente y hagan felices a sus hijos e hijas.

Porque con nuestros talleres mágicos para padres podemos conseguir que nuestro hijo presuma ante sus amigos: «Mi papá es mago«

Los comentarios están cerrados.